¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?
Google+
Huevos estrellados: prepara estas 4 originales recetas
Actualidad  

Huevos estrellados: prepara estas 4 originales recetas

Silvia Alberich 21/09/2020

Son un clásico en nuestra gastronomía. Por la guarnición que les acompaña y su sabor auténtico, los huevos estrellados se han hecho un merecido hueco en nuestra cocina.

Rotos o estrellados, da lo mismo. En ocasiones, incluso se les llama cabreados. Los tres términos se refieren a una receta en la que los huevos son los protagonistas y se estrellan contra las patatas que les sirven de guarnición, otro ingrediente clave en este plato que ha logrado convertirse en un manjar exquisito.

El origen de los huevos rotos es una incógnita, ya que no aparecen en ningún recetario hasta que Richard Ford, un hispanista inglés, habló de ellos en su libro, Gathering from Spain. Corría el año 1846 y Ford describió este plato como una opción culinaria para familias humildes. Lo cierto es que esta percepción ha variado mucho con el tiempo y hoy en día los huevos estrellados se han convertido en un plato casi de etiqueta.

Los encontramos en tabernas, bares y restaurantes de nuestro país, aunque también pueden prepararse en casa. En general, es una receta fácil, rápida y asequible para cualquier bolsillo (excepto si se incorporan determinados ingredientes que pueden encarecerlos). Te proponemos 4 recetas de huevos estrellados con las que deleitarás tu paladar y el de tus comensales, si los tienes. ¡Cenar de tapeo en casa es una gran experiencia!  

Con patatas: un clásico que nunca falla

Con patatas

Existen infinidad de opciones de huevos rotos, una receta que se ha reinventado en los últimos años y que cuenta con un amplio abanico de propuestas. La tradicional, a base de huevos y patata, siempre apetece. Te enseñamos a prepararla.

Ingredientes (para 2 personas):

3 huevos, 2 patatas medianas, aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal. 

Preparación:

Pelamos y cortamos las patatas en palitos y las colocamos en un bol con abundante agua para quitarles al almidón. Las escurrimos y las secamos.

Ponemos una sartén a fuego medio con abundante aceite de oliva y añadimos las patatas hasta que estén tiernas. Después, subimos el fuego al máximo y las doramos un poco, sin que queden muy crujientes. Las sacamos de la sartén y las dejamos escurrir en papel absorbente colocado sobre una bandeja.

Ponemos la misma sartén a fuego máximo, con unas gotas de aceite, añadimos los huevos y los dejamos un par de minutos hasta que cuaje la clara. Con una espumadera y mucho cuidado, les damos la vuelta y los ponemos sobre las patatas.

Finalmente, los rompemos con un tenedor y una cuchara, añadimos una pizca de sal gruesa y los servimos. ¡Listos para ser devorados!

Con gulas y gambas: sabor a mar

Con gulas y gambas

Los amantes de los productos marinos se deleitarán con los huevos estrellados con gulas y gambas, dos exquisiteces que encajan a la perfección en este plato. ¡Manos a la obra!

Ingredientes (para 2 personas):

3 huevos, 2 patatas medianas, 1 paquete de gulas, 5 o 6 gambas, 2 dientes de ajo, aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal (o pimentón). 

Preparación:

Cortamos los dos dientes de ajo en rodajitas y los salteamos en una sartén con un chorrito de aceite de oliva. Añadimos las gambas, previamente troceadas, para saltearlas con el ajo y, seguidamente, incorporamos las gulas.

A continuación, pelamos y cortamos las patatas en palitos o en rodajas y las freímos en una sartén a fuego medio y con abundante aceite de oliva. Cuando estén un poco doradas, las retiramos y dejamos que se escurran sobre papel de cocina absorbente. Mientras, freímos los huevos en la misma sartén.

Para acabar, colocamos en el plato las patatas como base, añadimos las gulas y las gambas y, encima, los huevos. Finalmente, rompemos la yema del huevo, la mezclamos con las patatas, las gulas y las gambas y echamos una pizca de sal o pimentón por encima. ¡Voilà!

Con jamón ibérico y foie: gurmet y sabroso

Con jamón ibérico

Como no podía ser de otra manera, la versión más carnívora, suculenta (y sibarita) de los huevos rotos incorpora jamón ibérico y foie, dos ingredientes de marcado sabor que darán a este plato un toque muy especial.

Ingredientes (para 2 personas):

3 huevos, 2 patatas medianas, 250 g de jamón ibérico (o serrano, a elección), 150 g de foie, aceite de oliva virgen extra, una pizca de sal y una pizca de pimienta.

Preparación:

Freímos en una sartén a fuego medio y con abundante aceite de oliva las patatas cortadas en rodajas. Cuando estén un poco doradas, las retiramos y dejamos que se escurran sobre papel absorbente.

En la misma sartén, y con apenas unas gotas de aceite, sofreímos el jamón curado o serrano cortado en tiras durante unos minutos, hasta que se dore. Lo retiramos y reservamos.

Doramos el foie en la sartén por ambos lados y a fuego medio.

A continuación, añadimos un poco de aceite a la sartén y freímos los huevos durante un minuto para que la yema quede líquida. Los retiramos y los colocamos sobre papel absorbente.

Para acabar, emplatamos. Colocamos las patatas como base, añadimos el jamón curado, luego los huevos y por encima, el foie. Rompemos la yema del huevo con el cuchillo y ya podemos hincarles el diente.

Con pimientos y espárragos: la apuesta más saludable

Con pimientos

Quienes llevan una dieta sana y apuestan por una alimentación rica en frutas y verduras no tienen por qué renunciar a este delicioso plato. Existen opciones más ligeras e igual de apetitosas. ¿Te apetecen unos huevos estrellados con pimientos y espárragos? ¡Toma nota!

Ingredientes (para 2 personas):

2 huevos, 2 patatas medianas, 1 pimiento verde, 1 puñado de espárragos, aceite de oliva virgen extra, una pizca de sal y una pizca de pimienta

Preparación:

En primera lugar, freímos en una sartén a fuego medio y con abundante aceite de oliva las patatas cortadas en palitos. Cuando estén un poco doradas, las retiramos y dejamos que se escurran sobre papel absorbente.

En la misma sartén, y con un poco de aceite, añadimos los espárragos previamente troceados y sin la parte blanca de debajo. Cuando estén tiernos, incorporamos a la sartén el pimiento verde troceado y sin semillas y salpimentamos.

Cuando los espárragos y el pimiento verde estén bien hechos, los sacamos de la sartén y los reservamos.

Freímos los huevos durante un minuto, los retiramos y los colocamos sobre papel absorbente.

En un plato colocamos las patatas fritas, los espárragos y el pimiento por encima, y finalmente, los dos huevos fritos y echamos un poco de sal a la yema.

Trocea y mezcla los ingredientes y empieza a disfrutar sin remordimientos de esta apetecible propuesta.

Añadir nuevo comentario

Texto sin formato

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.