¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?
Google+

Tras la abundancia de frutas que disfrutamos durante la primavera y el verano llegan los fríos y, con ellos, las posibilidades de elección se reducen drásticamente. Tal vez eso, unido al sabor, la facilidad al pelarlas y la ausencia de hueso, haya convertido a las mandarinas en una de las frutas más consumidas durante otoño e invierno.

Suscribirse a recetas con mandarinas